Cita Creada

Su cita ha sido creada correctamente. Uno de nuestros representantes se estará comunicando con usted en horario laboral.

Información Solicitada

Uno de nuestros representantes estará comunicandose con usted lo antes posible.

Confirmar registro

Gracias por registrarse en nuestra página web.

Le hemos enviado un mensaje de correo electrónico para asegurarnos de que seas el propietario.

Si no encuentra este mensaje en su bandeja de entrada favor revisar la bandeja de "Correo no deseado" o "Spam".

Agenda de citas

Si usted ya es miembro solicite su contraseña para poder agendar su cita online y consultar su historial.

Esta será su primera visita?
Cuál centro le gustaria visitar?
Fecha
Hora
Su nombre
Su apellido
Teléfono
E-mail

Iniciar Sesión

Si usted ya es miembro solicite su contraseña para poder agendar su cita online y consultar su historial.

Nombre de Usuario o E-mail
Contraseña
Si ha olvidado su contraseña ponerse en contacto con uno de nuestros representantes.

Revitaliza tu columna vertebral con La Quiropráctica y descubre una nueva vida!

Subluxación Vertebral

La subluxación es una vértebra que no se encuentra en su posición normal de manera que afecta en la transmisión de los mensajes nerviosos. Esta disfunción afecta en el funcionamiento de su organismo repercutiendo en su salud.

En la mayoría de los casos, las subluxaciones se deben a un estrés cualquiera: traumatismo cervical al nacer, caídas, lesiones producidas al hacer deporte, movimientos bruscos, repetitivos y descompensados, malas posturas, esfuerzos desacostumbrados, estrés mental, tensión nerviosa, etc.

Una vez detectados los niveles de subluxación, el objetivo del doctor quiropráctico será corregirlos para restablecer una buena comunicación del sistema nervioso.

El sistema nervioso está formado principalmente por el cerebro, la médula espinal y por los nervios espinales que se van ramificando por todo nuestro organismo como las raíces de un árbol. Es el sistema más importante que tenemos porque es el encargado de controlar cada célula, cada tejido y cada órgano.

La subluxación provoca una alteración en el flujo continuo de energía y comunicación entre el cerebro y el resto del cuerpo y por tanto no podemos funcionar al 100%. A veces las subluxaciones sí que producen sintomatología y patologías varias (ciáticas, cefaleas, problemas digestivos, tunel carpiano…) pero en otras ocasiones son “silenciosas” y aunque en apariencia estamos sanos y no tenemos dolores, nos están mermando nuestra salud.